El día de hoy, las escuelas que se inscribieron al programa ‘La escuela abraza la verdad’, que busca que los colegios del país dicten una cátedra del informe final de la Comisión de la Verdad, están recibiendo los documentos y guías con los cuales se harán las actividades.

‘La escuela abraza la verdad’ es una iniciativa impulsada por la Comisión de la Verdad con el apoyo de organizaciones como Educapaz, el programa ‘La paz se toma la palabra’ del Banco de la República, la Corporación Opción Legal, Educalidad, la Mesa de Universidades por la Paz, entre otras

Esta iniciativa consiste en que los colegios del país, de manera voluntaria, se inscriban para realizar el 12 de agosto una jornada pedagógica en la que puedan dar a conocer a los estudiantes los resultados del informe.

La idea es que ese día los colegios participantes hagan uso de un kit de guías pedagógicas que recibirán, para llevar a cabo una jornada en la que se traten temas relacionados con el informe acordes con cada grado académico.

Sin embargo, la iniciativa fue criticada por algunos sectores, especialmente del Centro Democrático, que aseguran que se trata de un «adoctrinamiento». Mientras que otros, como el mismo Gobierno, a través del ministro de Educación Alejandro Gaviria, la han defendido.

De hecho, el ministro Gaviria incluso apareció en un vídeo en el cual habla de la importancia de que el informe de la Comisión de la Verdad se difunda en entornos escolares.  “Conocer nuestro pasado, hurgar en nuestras historias, incluso las más problemáticas, enfrentar las verdades incómodas, es fundamental para la reconciliación de nuestro país”, sostiene el jefe de la cartera en la grabación.

Por su parte, el Centro Democrático, partido que se ha declarado en oposición al gobierno de Petro, destacó por medio de una comunicación oficial: “Los niños en Colombia merecen una educación sin sesgos ni adoctrinamiento, la verdad debe ser completa y sin parcialidad. Preocupa que el nuevo ministro de Educación, Alejandro Gaviria, quiera imponer una verdad politizada y una historia mal contada”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *